¿Qué son los ladrones del tiempo? ¿Cómo detectarlos?

¿Alguna vez te has planteado qué cosas te roban el tiempo? ¿Sabes qué son los ladrones del tiempo? En el artículo de hoy te hablo sobre ello para que puedas identificarlos y mejorar tu productividad laboral.

Es curioso que en nuestra época actual, donde existen herramientas y opciones para que todo parezca más sencillo de llevarse a cabo, resulte tan difícil aprovechar el tiempo de forma eficaz.

Estoy segura de que habrás oído en numerosas ocasiones la frase “Me falta tiempo para todo” o tal vez, “Ojalá que el día tuviese 20 horas más”.

Lo segundo es poco probable, pero lo primero tiene solución, ya que si identificamos aquellas cosas que nos roban el tiempo, podremos darle solución y gestionar mucho mejor cómo lo invertimos.

 

¿Cuáles son los ladrones del tiempo más destacados?

 

Estos son los más habituales:

  • Desorganización vital. Y aquí no solo se trata de trabajo, sino en general. Llevar un orden y una planificación de todas las áreas de nuestra vida nos puede ayudar a gestionar mucho mejor el tiempo. No se trata de no tener la posibilidad de improvisar o hacer algún plan fuera de ese calendario, pero por ejemplo, si planificamos la agenda laboral de la semana y vamos añadiendo las tareas, actividades y nos hacemos un horario, podremos gestionar mejor nuestro tiempo y anticiparnos a cualquier eventualidad que surja.
  • ¡Ojo con el móvil! Sin duda, uno de los ladrones de tiempo más habituales. Es probable que ni te des cuenta de que de repente estás mirando los mensajes, navegando por internet a través del móvil, ya que lo tenemos tan interiorizado que a veces supone un descontrol. Una opción muy útil para desconectar de estos aparatos tecnológicos, sería el hecho de ponernos un horario para conectarnos. Por ejemplo, unos minutos por la mañana y por la noche. Silenciarlo mientras estás trabajando es otra opción muy interesante para no obtener continuas interrupciones.
  • Cuidado con el correo electrónico. Puede ocurrir lo mismo que con el móvil, que continuamente se esté visualizando. Podemos hacer lo mismo que con la opción anterior, poner determinados horarios para consultarlo.
  • La multitarea. Hacer muchas cosas al mismo tiempo, al contrario de lo que se consideraba antes, es un despropósito. No es sinónimo de productividad, sino todo lo contrario. No puedes estar pendiente de múltiples tareas en un mismo momento y que todas salgan a la perfección. Céntrate en lo que estás haciendo en ese mismo momento y posteriormente continuas con el resto, pero no todo a la vez.

Como verás, los ladrones del tiempo son habituales en nuestras vidas, pero tenemos la posibilidad de dar una solución a esto y gestionarlos de una manera más eficaz para optimizar nuestro tiempo.

Ahora que ya los conoces, te invito a que leas otro artículo de nuestro blog donde podrás conocer consejos para mejorar la gestión del tiempo. Haz clic aquí para poder reflexionar sobre ello.

 

 

Rellena tus datos y nos pondremos en contacto

Conoce nuestros libros

eL CAMBIO EN EL EMPLEADO PÚBLICO

Descubre tu mejor estrategia para tomar decisiones con PNL.

¿Quieres descubrir cómo tomar decisiones?